Consejos Para Maximizar la Vida Útil de las Llantas

Expandir todo Ocultar todo

Mantenimiento de los Cauchos: ¿Cómo puedo extender los niveles óptimos de desempeño y comodidad al conducir?

  • Revisa la presión de los cauchos cada 3,000 mi./4,500 km para que tu vehículo siga funcionando bien y uniformemente y, por consiguiente, utilice el combustible de manera más eficiente.

    NOTA:
    Los cauchos deben inflarse cuando estén fríos, siguiendo las recomendaciones del fabricante del vehículo impresas en la placa de la puerta del conductor o en el manual del propietario, NO al límite máximo estampado en un costado del caucho.1
  • Rota los cauchos cada 8,000—10,000 km para ayudar a mantener un desgaste uniforme de la banda de rodamiento.
  • Manda a revisar la alineación según se indica en el manual del propietario de tu vehículo o en cuanto sientas que la rueda "hala."
  • Revisa visualmente los cauchos buscando irregularidades en el desgaste de la banda de rodamiento, ya que éstas podrían indicar problemas con la alineación y el inflado.
  • Para más información visita nuestra sección Cuidado personal de los cauchos.

1 "Be Tire Smart," Rubber Manufacturer's Association

Presión de Aire: ¿Por Qué es Importante?

  • La presión de aire incorrecta en los cauchos puede ocasionar numerosos problemas, desde el desgaste desigual (no uniforme) y acelerado de los cauchos hasta daños estructurales, pasando por fallas de los cauchos y bajo rendimiento de consumo de combustible por kilómetro. Mantener los cauchos debidamente inflados puede mejorar dicho rendimiento, permitiéndote ahorrar dinero. Revisa la presión de tus cauchos por lo menos una vez a la semana y antes de viajes largos.

  • Goodyear recomienda revisar el inflado de los cauchos semanalmente o antes de un viaje largo. Los cauchos deben inflarse según las recomendaciones del fabricante del vehículo impresas en la placa de la puerta del conductor o en el manual del propietario del vehículo.

  • El mantenimiento adecuado del vehículo y de los cauchos es una buena inversión porque se traduce en un desempeño óptimo al manejar, ahorros significativos en los costos y un mejor kilometraje del combustible.